Patrick Swayze (1952 – 2009)

Patrick SwayzeNo era el mejor actor de su generación, pero no cabe duda de que la muerte de Patrick Swayze a los 57 años de edad, víctima de un cáncer de páncreas, representa un impacto para todos aquellos que crecimos en los años 80. Cansado me he quedado hoy de escuchar en radio y televisión la mención a “Dirty Dancing” y “Ghost” que, si bien es cierto que son sus dos grandes éxitos, tampoco deberían oscurecer otros trabajos muy recordados.

De hecho, en España su popularidad le llegó a través de la serie de televisión “Norte y Sur” en la que interpretaba a uno de los principales personajes, Orry Main, aunque para entonces ya había trabajado a las órdenes de Francis Ford Coppola y John Milius en películas tan conocidas y tan icónicas de los 80 como “Rebeldes” y “Amanecer Rojo“.

Fue protagonista también de dos cintas de acción que todo buen aficionado recordará. Se trata de “Road House” y, sobre todo, de “Le llaman Bodhi” (Point Break), la excelente película de Kathryn Bigelow que cuenta con algunos de los momentos más adrenalínicos del cine de acción y que, para muchos, es su mejor interpretación.

En los últimos años se le había podido ver en “La ciudad de la alegría“, “A Wong Foo Gracias por todo, Julie Newmar“, “Black Dog“, “Donnie Darko” o “11:14 Destino Fatal” entre otras.

Ahora que se ha ido parece que me entran ganas de volver a ver algunas de aquellas películas que, en lo personal, tanto me recuerdan mi adolescencia. Entre ellas, la primera película suya que vi, en un cine de mi Coruña natal, y que se titulaba “Más allá del valor“. Aunque seguramente hoy pensase diferente, lo importante es que con 12 años de edad me había parecido un peliculón.

Como digo, no era el mejor actor de su generación, pero sí era, posiblemente, uno de los más queridos.

Hasta siempre, Patrick.