‘Brick’ de Rian Johnson

Brick Rian Johnson

Cuando ya hace muchos meses de su estreno en los USA y lleva tiempo disponible en dvd en aquel país, llega a los cines españoles una de las películas más interesantes del festival de Sundance del año 2005.

«Brick«, dirigida por el debutante Rian Johnson, cuenta la historia de Brendan (Joseph Gordon-Levitt), un estudiante de instituto del sur de California que, tras dos meses sin saber nada de su ex-novia Emily (Emilie de Ravin), se la vuelve a encontrar tan sólo para ver cómo desaparece sin dejar rastro. Brendan comenzará entonces una peligrosa búsqueda…

Uno de los aspectos que tenemos que tener en consideración, es que se trata de una ópera prima realizada con un exiguo presupuesto. No digo esto porque su aspecto visual sea cutre, ni mucho menos, sino precisamente para resaltar el mérito que tiene hacer una película, tan bien acabada como ésta, en esas circunstancias.

En un proyecto así se suelen buscar actores que resulten creíbles y que cumplan con su papel, cosa que Joseph Gordon-Levitt, Emilie de Ravin, Matt O’Leary, Nora Zehetner o Noah Fleiss, apoyados por los más famosos Lukas Haas y Richard Roundtree, consiguen a la perfección.

Pero todo, repito, todo, en un caso como éste debe apoyarse en la labor de dirección, aquí más que correcta, y especialmente en el guión. Y ese es el gran acierto de la película que nos ocupa. El guionista (el propio Rian Johnson) ha sabido trasladar con brillantez e inteligencia, todas las convenciones del cine negro clásico, al mundo de los institutos estadounidenses: El cínico detective desencantado de la vida, el viejo policía que le amenaza si se mete en líos, el misterio, el amor, el hampa, la mujer fatal… Todos los elementos que han hecho del cine negro un género universal están presentes en esta historia en la que, poco a poco, irán encajando todas las piezas.

Como resulta obvio por lo que ya he dicho, un mérito más a añadir al director, la película es muy entretenida. Por eso resulta aún más extraña la tardanza en estrenar una película tan inteligente como ésta en un país en el que se estrenan películas realmente lamentables. Claro que, viendo el éxito de alguna de ellas, quizás sea precisamente por eso.

Valoración final: 7,5 sobre 10

Enlaces relacionados:

[tags]Brick, Rian Johnson, Joseph Gordon-Levitt, Emilie de Ravin, Nora Zehetner, Lukas Haas, Richard Roundtree[/tags]

Publicada el
Categorizado como Cine, Críticas

Por Jeremy Fox

Físico por estudios, informático de profesión y amante de los libros, la música, los cómics y, por supuesto, el cine. No estoy loco, es que me han dibujado así...

4 comentarios

  1. Una verdadera joya que tuve la oportunidad de ver en Sitges y que recomiendo fervientemente, original y fresca, de vision obligada para los que buscan algo diferente.

    saludos!!!

  2. Me alegro de que os haya gustado a ambos. En efecto ha de verse en versión original. Ya no lo dije porque yo procuro verlas todas en versión original que creo que es como deben verse siempre las películas.

    Pero es verdad que esta es de las que más pierden al ser dobladas porque no sólo la historia es de cine negro. Es que los personajes hablan como en el cine negro, se mueven como en el cine negro, respiran como en el cine negro…

    Una pequeña joya que habrá que revisar dentro de unos años para ver si mejora o empeora. Yo presiento que mejorará.

    Saludos

  3. Hola a todos. Un saludo desde OjO de buey. Brick es una película no tan interesante como los aficionados a lo independiente sospechan. De hecho, Johnson no ha tardado en firmar su próximo proyecto con un reparto no tan desconocido y con un presupuesto pensado para un éxito comercial seguro.

    Aquí os dejo un extracto de mi aportación crítica a esta sugerente pero pequeña, muy pequeña, película:

    «Brick (en referencia a los ladrillos de heroína que fabrica The Pin) nos inspira el recuerdo de la evolución del género negro (y del hard-boiled asiático, con sus pandillas urbanas) que intenta siempre con esfuerzo reinventarse en fórmulas más o menos acertadas pero que sin remisión nos devuelven a sus fuentes, haciéndonos resoplar: ¡otra vez será!, ¡pues bueno! o ¡a mí me gustó más las de Bogart o Tarantino! Y es que –según dicen los promotores y los admiradores del cine llamado independiente- el mayor acierto de esta obra prima del joven realizador Rian Johnson reside en haber situado un género pensado para personajes adultos en un contexto de adolescentes californianos jugando a ser terribles mafiosos, chicas fatales o astutos detectives.»

    Podéis seguir leyendo aquí:

    http://elhilodepenelope.blogspot.com/2007/05/brick.html

Los comentarios están cerrados.