‘Los 2 lados de la cama’

1489308303

Hace unos años el tremendo éxito de una comedia española sorprendió a propios y extraños gracias a una propuesta que, si bien tenía antecedentes en el cine estadounidense, era novedosa en el cine español. La película se titulaba «El otro lado de la cama» y venía firmada por Emilio Martínez LázaroLos Peores Años de Nuestra Vida«).

Tras aquel éxito nos llega ahora y de la mano del mismo equipo la continuación de las aventuras del grupo de amigos protagonista, titulada «Los 2 lados de la cama«. Será de nuevo un éxito económico pero, desde luego, no artístico.

Esta vez el guionista David Serrano ha decidido rizar el rizo de las infidelidades y ha introducido la homosexualidad en las historias, con la esperanza de sorprender algo y de ser correctos políticamente. La corrección política existe, creo yo, pero la sorpresa no ya que el guión parece un calco del anterior. Todas las situaciones parecen excesivamente forzadas y todo lo que en la primera parte parecía surgir con naturalidad parece ahora fruto de un esfuerzo titánico. Las bromas no tienen gracia, las situaciones no tienen sentido (una novia se fuga y nadie sabe donde está, el novio está desesperado sin saber dónde buscarla y resulta que la chica está en su trabajo, tan campante, y a nadie se le ha ocurrido buscarla allí) y los números musicales son peores y mucho menos sorprendentes (para colmo son todos iguales).

Alberto San Juan, de lo mejor de la película, ofrece buenos momentos de humor, haciendo que sus frases parezcan mejores de lo que son, pero el resto de actores caminan entre el desastre de Ernesto Alterio (siempre hace el mismo papel y empiezan a resultar cansinos e insufribles sus tics, camino que de seguir así podría tomar también Guillermo Toledo que necesita un cambio de registro urgente) y la corrección de María Esteve. Mención aparte la siempre estupenda Pilar Castro, que tiene más magia en una mirada suya que el resto de compañeras de reparto juntas.

A nivel personal y como anécdota diré que me gusta que se haya recuperado una canción de José Luis Perales (¿Por qué te vas?) para la película porque le considero un letrista infravalorado e infrautilizado.

Volviendo a la película, es verdad que el cine español necesita éxitos y que éstos no necesariamente tienen que ser buenas películas. Pero creo que tampoco es necesario castigar al público con lamentables continuaciones dignas del peor cine estadounidense que tanto se cansan algunos de criticar (al tiempo que lo imitan).

Valoración final: 1 sobre 10

Por Jeremy Fox

Físico por estudios, informático de profesión y amante de los libros, la música, los cómics y, por supuesto, el cine. No estoy loco, es que me han dibujado así...

5 comentarios

  1. A mi me ha parecido un churro como una catedral, pero si tengo que darle una puntuación sería más una aprobado raspado (4,99 por lo menos) que un 1 sobre 10.
    La verdad es que tienes razón en todo, pero te has dejado algo en el tintero (teclado): ¿de donde narices han sacado los protas el dinero que cuestan las casitas en las que viven? ( por cierto que me ha dicho un pajarito que la de los chicos es en la vida real un piso que tiene Jorge Sanz que no debe usar…). Porque menudo peazo de pisos que se gastan, salvo el de Alberto San Juan y la Esteve -los únicos que tienen un piso que concuerda con la personalidad de los personajes- el resto viven casi en mansiones más que pisos. Porque, ¿que joven que no sea hijo del rey, tiene un piso con esos ventanales y ¡la bañera en medio de lo que parece un salón!, o que tenga un frigorífico de esos de doble puerta que tienen hasta fuente?
    Me parece a mi que esta vez se les ha ido demasiado la mano. La peli es verdad que no tiene casi gracia ( salvo el chiste del gato muerto en la carretera ), las tramas son requeteforzadas, hay personajes que resultan incluso antipáticos – a mi el personaje de Veronica Sánchez me lo parecio- tiene secuencias que sobran -a que viene lo del secuestro he intento de tortura de uno de los personajes, para que luego todo termine en nada- y los números de baile además de estar metidos con calzador, tienen unas coreografías patéticas ( y eso que los bailarines son de lo mejor de España, con un premio nacional de danza y todo).

    En fin que me resulto toda una decepción. Aunque creo que eso fue más por culpa de algunas críticas que había leído en las que todo el mundo decía que era muy parecida a la anterior, más de lo mismo, que por la propia peli en sí. No sé.

    Un saludo.

  2. Tampoco es para tanto,un 1?? anda que no hay este año muchas pelis peores, en esta yo por lo menos me heche unas risas, ya se que no había que pensar mucho pero tampoco lo buscaba cuando fuí a verla.

  3. Sigues con tus opiniones radicales. Pasar de un 8 a Manual de Amore al 1 de esta es ser un poco radical. La peli es mala, estoy de la familia Alterio hasta las narices(que alegría que vientos de agua fracase 😉 ) pero tampoco es pa un racano 1. Has visto el sonido del trueno?? esa si que se merece un 1.

  4. Contesto a todos por turnos:

    dcine: yo es que si me parece un churro pues le doy un suspenso salvaje y ya está. La verdad es que a veces me cebo pero hay que ser duro con quién se quiere para ver si mejora (me refiero al cine español).

    El defensor: entiendo lo que quieres decir pero es que yo me aburrí muchísimo con la película y me parece que está a años luz de la primera parte que sí responde, para mí, al tipo de cine sin pretensiones al que te refieres en tu comentario.

    Mr Y: la verdad acusarme de ser muy duro el autor de un blog que se llama «Vamos Rajando» tiene su gracia, no? jeje. Pero entiendo lo que dices, soy duro con esta peli, sí, pero no me considero radical en mis gustos. Radical sería decir: «en la actualidad no se hace buen cine» o «el único cine bueno es el de la época muda» (jaja, vaya dos ejemplos me he buscado).

    Y dejo para el final a mi amigo Steve McQueen: candidatura al nobel de literatura para Perales ya!!!! si Dylan estuvo nominado, Perales también puede!! 😀

    Saludos a todos

Los comentarios están cerrados.