Resultado final de mis propósitos para 2014

Shackleton tampoco consiguió todo lo que se propuso
Shackleton tampoco consiguió todo lo que se propuso

Como tengo un punto masoquista y hace mucho que no escribo, me decido a compartir con los pocos que aún paséis por aquí de vez en cuando, el resultado final de mis propósitos para 2014. Sois totalmente libres de reíros cuanto os plazca.

Por si no lo recordáis y no os apetece revisar el post en el que los mencionaba, mi primer objetivo para 2014 consistía en ver 50 películas. Era ambicioso pero no descabellado ya que, para el día que nació mi hija (16 de enero), llevaba ya vistas 9 películas. Con ver 41 películas en los 11 meses y medio restantes hubiese sido suficiente pero… ¡solo pude ver 2 películas más! Un total de 11 películas vistas en 2014 sólo se puede calificar como un propósito absolutamente fallido.

Mi segundo propósito consistía en leer 10 libros y el resultado apenas hubiese podido ser más desastroso, ya que finalmente solo pude leer ¡2 libros en todo el año! Uno de ellos, he de añadir, bastante cortito.

El tercer y último propósito era escribir en moonfleet más posts que en 2012 y 2013 juntos y, aunque estaba realmente barato de conseguir, también resultó un desastre ya que tras el post de los propósitos ¡solo escribí uno más! (con mi predicción para los oscars).

Afortunadamente, no todo en mi vida gira en torno a los propósitos cinéfilos o literarios y el año 2014 fue un año del que no me puedo quejar. Porque hasta aquí os he contado, básicamente, lo que no pude hacer en 2014 pero hay tres cosas que sí pude hacer en 2014 y que no olvidaré nunca:

  • Ser padre (vale, esto ya os lo había contado pero ¡es que es un cambio muy grande, caramba!)
  • Dejar mi trabajo en una consultoría informática para dedicarme a cuidar a mi hija. La oportunidad de haber pasado cada hora de los últimos 7 meses con ella no tiene precio, os lo puedo asegurar.
  • Repensar mi futuro profesional que pasará, casi con total seguridad, por hacerme programador web freelance y/o emprender alguna aventura empresarial.

En fin, que pese a que para vosotros he pasado por 2014 de puntillas, os aseguro que no he parado ni un segundo y que, para mí, ha sido un año trepidante. Espero que para vosotros haya sido también un año lleno de felicidad y aprovecho para desearos (más vale tarde que nunca empieza a ser un lema de este blog) un muy feliz 2015.

Propósitos para 2014

image
Mis regalos de reyes, una buena forma de empezar el año.

Inicialmente este post estaba pensado para felicitaros a todos el año, anunciar algunos de mis propósitos de año nuevo y compartir con vosotros los regalos de reyes, como otros años.

El post se fue postponiendo y, el nacimiento de mi primera hija ha provocado que hayamos llegado a febrero (casi marzo) sin que haya podido encontrar un momento para desearos un feliz año. Un momento que, al fin, he encontrado.

Evidentemente, la pequeña de la casa va a ser este año mi mayor ocupación fuera del trabajo. Pero aún así, tengo el firme propósito de mantener, en la medida de lo posible, activo el blog y mis aficiones. Me propongo por ello los siguientes objetivos para 2014:

  1. Ver 50 películas: en 2013 vi 100 justas así que ver 50 con una niña recién nacida en casa creo que es un objetivo bastante ambicioso (especialmente porque me gusta ver las películas de un tirón).
  2. Leer 10 libros: este va a ser el más difícil de conseguir, me parece a mí, por lo que he visto hasta ahora.
  3. Escribir más post que en 2012 y 2013 juntos: En esos dos años publiqué en Moonfleet 14 artículos aunque solo 1 de ellos fue una crítica completa (hay que decir que en ese tiempo publiqué artículos en Generacion Young)

¿Qué os parecen mis propósitos? ¿Tenéis algunos similares? ¿Creéis que lo conseguiré?

Gracias a todos por seguir ahí. Aunque sea tarde, os deseo de corazón un muy feliz 2014.

Moonfleet 2014

2014 va a ser un año lleno de novedades en mi vida y, aprovechando la ocasión y el hecho de que el blog lleva mucho tiempo con el mismo aspecto visual, he decidido hacer un cambio en el diseño.

Como soy un tipo algo radical y los cambios que se avecinan son importantes, he creído conveniente realizar una transformación total. Dado que la frecuencia de actualizaciones no es la que me gustaría, he considerado oportuno cambiar el estilo del blog y darle un aspecto más de revista, potenciando las últimas noticias, sin perder por ello el carácter de blog.

Además, desde el último cambio de look del blog, los móviles y las tablets se han convertido en una de las formas más habituales de navegar por internet por lo que, tener una web adaptada a todo tipo de dispositivos, resulta fundamental hoy en día. Creo que el nuevo estilo de Moonfleet cumple con creces este objetivo.

No me enrollo más, la última opinión sobre el aspecto visual es vuestra, así que espero vuestros comentarios sobre el cambio. Intentaré actualizar el blog más a menudo que en estos dos últimos años, no olvidemos que el contenido es el rey, pero el regreso se producirá de forma paulatina.

Muchas gracias a todos.

8 años

8 años han pasado ya desde que le di a “publicar” al primer artículo de este blog. Sucedió todo tan rápido que ni siquiera fue un artículo de bienvenida, sino una crítica, o un amago, publicado casi sin pensar.

8 años en los que me han pasado muchas cosas, algunas me hicieron sentir que podría conseguir cualquier cosa y otras me hicieron estar a puntito de tirar la toalla. Quizás debería aprender, como los personajes de “Perdidos” nos recordaban constantemente, a dejar que las cosas se vayan, escribir un post de despedida y no volver.

Pero en 8 años no he aprendido a hacerlo. En el fondo sigo soñando con encontrar el tiempo para volver a escribir aquí, quizás con otros objetivos pero con el mismo amor por el cine que el primer día. ¿El mismo? No.

8 años han pasado y en realidad el cine me gusta más que nunca. Sigo pensando que, como muchas otras manifestaciones culturales, nos puede ayudar a comprendernos mejor, enseñarnos muchas cosas e, incluso, hacernos mejores personas.

8 años…

8 años y sigo sintiéndome agradecido por cada uno de vuestros comentarios, en público o privado, por todo lo que me habéis enseñado del cine y de la vida.

8 años… y sigo sumando.

Muchas gracias.

Un nuevo regreso…

Hace mucho que no escribo aquí, por los problemas de falta de tiempo y de motivación de los que ya hablé en alguna ocasión y que llegaron hasta el punto de dejar pasar el séptimo aniversario de moonfleet sin hacer ni siquiera un comentario, algo impensable en otras épocas del blog.

Pero el tiempo pasa, las motivaciones vuelven y por diversas circunstancias he empezado una nueva aventura en Generación Young, un blog donde podéis encontrar las últimas novedades de nuevas tecnologías, música, deporte, famosos, televisión y cine. Y es en esta última sección, lógicamente, donde escribiré con más frecuencia.

La consecuencia más inmediata de cara a este blog es que retoma su actividad, ya que al menos enlazaré aquí los posts que vaya publicando en Generacion Young y que tengan relación con moonfleet. La segunda consecuencia es que también volveré a escribir aquí algún articulillo, cuando el tiempo del que dispongo me lo permita.

Y ahora, sin más, me despido de vosotros por hoy. Muchas gracias por seguir ahí.

El trailer del año

Llevo tiempo sin escribir aquí, en parte porque mi trabajo real (el que me permite pagar las facturas) me ha tenido bastante ocupado, en parte porque he estado 14 días de vacaciones en China y en parte porque he estado disfrutando del tiempo libre, ajeno a la “obligación” de tener que escribir aquí periódicamente.

Pero no me puedo resistir a compartir con vosotros este trailer que es, así como suena, el trailer del año para Moonfleet. Espero ansioso vuestros comentarios.

También podéis ver el trailer en Vimeo.

Sexto aniversario de Moonfleet

Efectivamente, ya han pasado seis años desde que comencé a escribir aquí. Seis años que por un lado me parecen un suspiro pero por otro una eternidad. Seis años en los que he aprendido cada día algo nuevo y que me han recordado, al mismo tiempo, lo mucho que me queda por aprender.

Como siempre, en esta última época, no ando sobrado de tiempo así que mi ritmo de publicación es bastante pobre pero, dado que me siento con energías para seguir dando la lata durante al menos otro año, os recomiendo que no os despistéis que aún puedo dar alguna sorpresilla que otra.

Gracias por todo, amigos.

Disculpen la tardanza

Soy consciente, lo contrario indicaría la gravedad de mi estado mental, del tiempo que ha pasado desde la última actualización del blog. Se debe al hecho de que dediqué buena parte de 2010 a la preparación de mi boda y el posterior viaje. Para aquellos interesados diré que todo salió genial y que los 18 días que pasamos en Perú forman parte ya del álbum de mis mejores recuerdos (mi vena cursi a veces me puede).

Pese a esa ausencia, que seguramente ha hecho pensar a más de uno que se había librado de mí, aquí estoy de vuelta y dispuesto a reiniciar mi actividad en el blog.

Espero que este nuevo Jeremy Fox, muy poco más sabio, algo más viejo y mucho más loco, les siga pareciendo merecedor de una visita.

Va por ustedes.

Jeremy Fox en Perú, preguntando a la fauna local si habían visto a Anita Loos
Jeremy Fox, por el mundo adelante, retratado por Anita Loos.